Inicio » Tratamientos » Sedación consciente

La sedación consciente es un procedimiento anestésico en el cual el médico administra fármacos por vía endovenosa para someter al paciente a un estado de relajación, ansiolísis y adormecimiento, permitiendo su colaboración activa en todo momento. A su vez, el empleo de fármacos analgésicos y antiinflamatorios por vía endovenosa permitirán una recuperación postoperatoria más temprana, menos dolorosa y más cómoda para el paciente.

¿Qué personas pueden beneficiarse de la sedación consciente?

  • Toda persona con aversión o miedo a procedimientos odontológicos, y en especial aquellas con un nivel elevado de ansiedad a la hora de someterse a los mismos.
  • Personas con un nivel moderado de ansiedad frente a procedimientos dentales prolongados o de mayor complejidad técnica.

¿Cuáles son las ventajas de la sedación consciente?

  • Reduce el miedo, la ansiedad, el dolor y las sensaciones desagradables antes y durante la intervención.
  • Amnesia anterógrada. Muchos pacientes no recordarán el procedimiento una vez éste haya finalizado y otros perderán la percepción del tiempo de duración de la cirugía.
  • Menor número de citas. La sedación posibilita que el paciente esté cómodo durante procedimientos prolongados, permitiendo completar largas cirugías en un único día.
  • El objetivo primordial es facilitar que el paciente cuide su salud bucodental y que consiga llevar una vida más feliz y más sana.

¿Quién es el encargado de realizar esta técnica?

Un médico especialista en anestesiología y reanimación será el encargado de realizar el procedimiento de forma segura, controlada y monitorizada en todo momento.
El anestesiólogo realizará una valoración preoperatoria de cada paciente para ofrecer una atención individualizada y segura.
Tanto la elección de los fármacos como la monitorización clínica, respiratoria y hemodinámica serán llevados a cabo por este especialista de forma constante durante el procedimiento.

 

 

Call Now Button